666

Imagen de johnny

666
"Aquí hay sabiduría: El que tiene entendimiento, cuente el número de la bestia, pués es número de hombre. Y su número es seiscientos sesenta y seis.” Apocalipsis 13:18.

El número 666 es famoso por aparecer en la Biblia, concretamente en el libro de las Revelaciones o Apocalipsis de San Juan. Fue escrito a finales del siglo I o principios del siglo II, cuando las persecuciones romanas contra los cristianos se hicieron más cruentas, en tiempos del emperador Domiciano que impuso con fuerza el culto divinizante al emperador.

Entre los numerosos símbolos presentes en todo el libro, dos características destacan: los "números" y los "colores". El significado de los números tiene el sentido que los cristianos de la época del siglo I les darían, y que estarían directamente influenciados por los significados que los judíos le darían a muchos de esos números.
El número seis, en algunos contextos denota imperfección, pues le falta uno para llegar a la cifra perfecta el siete, en hebreo, sheba. Es un concepto de influencia caldea. Los textos cuneiformes dan a entender que los babilonios consideraban el 7 como el número de la totalidad, de lo completo.

Esta idea, estaba firmemente establecida en el pensamiento de la gente. La creación de la tierra en 7 días, las 7 grandes luminarias del sistema solar visibles a simple vista -el Sol, la Luna, y los planetas Mercurio, Venus, Marte, Júpiter y Saturno-, y las sucesivas fases de la luna que abarcan aproximadamente 7 días cada una, eran fenómenos acerca de los cuales los seres humanos sacaron la conclusión de que Dios consideraba el número 7 como especialmente suyo.

Así pués el seis representa la imperfección, es el número del Hombre ya que éste fue creado por Dios en el sexto día de la Creación y la repetición por tres veces 666, representa la máxima expresión de su esencia, significa que el mal está en su máxima manifestación. Por tanto, el número base 6, revela que el Anticristo, en esencia será sòlo un hombre, un ser del género humano.

El número 666, enmarcado dentro de su contexto histórico, se interpreta con la traslación a los números romanos, DCLXVI cuyo significado acrónimo sería:
Domitius ( o Domitianus) Caesar Legatos Xti Violenter Interfecit
Que traducido es: Domicio (o Domiciano) César mató vilmente a los enviados de Cristo.
Tito Flavio Domiciano, comúnmente conocido como Domiciano, fue emperador del Imperio romano desde el 14 de octubre del 81, hasta su muerte el 18 de septiembre del 96.
Las fuentes clásicas le describen como un tirano cruel y paranoico, ubicándole entre los emperadores más odiados al comparar su vileza con las de Calígula o Nerón.

Los edictos publicados durante su reinado afectaban a los aspectos más íntimos de la vida privada de los romanos, mientras que los impuestos, las leyes y la moral pública se aplicaron de manera rigurosa. Organizó persecuciones contra los judíos, que se negaban a hacer la ofrenda anual. No estaba clara la diferencia entre los judíos y los cristianos, de modo que los funcionarios imperiales empezaron a presionar también a los cristianos para que pagasen.
El emperador fue asesinado el 18 de septiembre de 96 a consecuencia de una conspiración palaciega urdida por una serie de oficiales de la corte.

El número 666, enmarcado dentro de un concepto más universal nos da la representación de la máxima deshumanización del hombre cuando es poseído por la bestialidad, volviéndose la causa del horror, de la atrocidad, de la crueldad, del dolor, del odio, del engaño, del hambre, de la tortura, de la infamia y del sufrimiento de sus semejantes. El Anticristo, se manifiesta en la paranoia de los hombres que pierden toda su humanidad, borrando el menor atismo de misericordia, de compasión, de benevolencia, de caridad hacia su hermano. Eso es el 666, el nombre de la bestia.

IMAGE(http://i.imgur.com/uYLkk7N.jpg)

Saludos

Forums: